Archivos Mensuales: mayo 2016

Enfermedad

Hola a todos.

Llevo unos días desconectada del blog porque no he tenido mucho tiempo libre estos días y el poco tiempo que he tenido lo he usado para descansar y desconectar.

Mi padre sufrió hace unos días un ictus. Se encuentra estos días ingresado recuperándose.

Recibí una llamada a las 4 de la mañana de un viernes, cosa que no presagiaba nada bueno, evidentemente. Nadie te llama a las 4 de la mañana para decirte que les ha tocado la lotería.

Por suerte o por desgracia es algo a lo que me he ido acostumbrando en los últimos años.

En los últimos 5 años toda mi familia más cercana ha tenido graves problemas de salud. En este tiempo hemos sufrido 4 operaciones de espalda (roturas de vértebras), dos hipoglucemias, un tumor cerebral muy grave, ataques de epilepsia, hernias discales, problemas de corazón, depresiones y ahora un ictus, además de presenciar destrucciones de diversas parejas y problemas económicos de gente muy cercana. Cinco de estos problemas llegaron prácticamente a la vez y el resto han ido sucediendo uno detrás del otro con poco margen de tiempo entre ellos.

Personalmente me ha ido afectando mucho, sobretodo la primera vez que llegó la primera ronda de desgracias. Hasta tal punto de hundirme y fantasear con mi desaparición para dejar de sufrir.

Con el tiempo he ido levantándome como he podido y ahora me encuentro en un punto en el que parece que estoy suficientemente fuerte como para ir aguantando los vaivenes sin romperme del todo. Lo sé porque en los últimos seis meses he sufrido otra ronda de problemas y veo que lo capeo bien. Me sigue doliendo igual y me preocupa y me chupa la energía, pero no me rompo. Aún así aún tengo mucho por aprender para llevarlo mejor, porque estos problemas me siguen afectando a nivel personal de manera que el pensar en estas personas e intentar ayudarlos en la medida de lo posible, hace que deje de cuidarme yo: hace cerca de tres semanas que no voy al super, tengo la nevera vacía y lo poco que tengo está en mal estado, los días que como lo hago a base de comida basura, dejo de hacer las pocas labores del hogar que solía hacer, me paso dos o tres días sin ducharme cuando es algo que hago cada día…

El síntoma más curioso es la somnolencia que acarreo las 24h. Duermo bien y duermo las horas suficientes, aún así estoy todo el día cansada y con sueño como si no durmiese. Una persona entendida en el tema me dijo que es la manera como responde mi cuerpo al estrés, que actúa como una suerte de ansiolítico; es decir, mi cuerpo responde dándome somnolencia para evitar que me dé un ataque de ansiedad.

Puede sonar un poco alarmante, pero es un paso adelante respecto hasta lo que me pasaba hasta ahora, que en épocas de estrés fuerte me daba fiebre y tenía que pasarme unos días en cama. Por lo menos ahora estoy funcional.

Una de las cosas que más rabia me da de todo esto es que a mi no me pasa nada grave. Lo más enferma que he llegado a estar es cuando pasé la varicela. Y es doloroso ver que los seres que más te importan en el mundo, en definitiva, lo que más te importa en la vida, van poco a poco a menos mientras tu sigues ahí, impertérrita.

Anuncios

Eurovisión 2016 – 1a semifinal

Bueno, ayer por fin tuvimos la primera semifinal de Eurovisión. Los resultados no dieron mucha sorpresa. Pasaron:

Holanda – para mí el mejor de la noche. La canción me gusta mucho y es lo más auténtico que he visto en esta semifinal.

Rep. Checa – Su primera final en su historia, cosa que me alegra mucho. Gabriela tiene un vozarrón y canta perfecto en directo. Ofreció una puesta en escena sobria pero suficiente.

Croacia – A pesar de que la han cagado con la puesta en escena, ya que podrían haber hecho algo más bonito estéticamente, y a pesar de que la cantante no estaba perfectamente afinada, la canción es muy buena y no me sorprende su pase a la final.

Austria – La princesa peach nos dió una sobredosis de azúcar. Pero no es una horterada. Transmitió la dulzura que la caracteriza y la gente se lo recompensó.

Rusia – Era evidente que iba a pasar a la final. Una gran puesta en escena, aunque como dije, no deja de ser algo ya visto.

Armenia – Había leído mucho respecto a la puesta en escena de Armenia. Subió como la espuma en las casas de apuestas y en los rankings. Sinceramente esperaba algo mejor, pero aplaudo lo arriesgado de la apuesta. Muy bien trabajado.

Chipre – Los rockeros postureros pasaron a la final sin dificultades. Creo que acertaron con la puesta en escena. El problema para mí es que es tan falso que no lo puedo comprar.

Hungría – Me perdí la actuación, pero ya la habíamos visto en la final nacional. Estaba claro que era finalista. Sin sorpresas.

Azerbaijan – Que hayan pasado me duele bastante, porque la cantante… por favor, que se dedique a otra cosa o que forme un dúo con la de Suiza y que no hagan directos, por favor. Habrá pasado supongo que porque gusta la canción, la versión de estudio. Muy mal, Europa.

Malta – Este pase también me ha dolido. La puesta en escena muy básica, aunque tampoco se le puede pedir más porque Ira está ultrapreñada.

Se han quedado fuera:

San Marino – snif snif

Montenegro – Me encantó la puesta en escena. Estos si son rockeros de verdad y no Chipre. Una pena que no pasase, pero no me sorprende.

Islandia – El gran eurodrama de la noche. Greta llegó a Estocolmo muy cabreada por el plagio que le ha hecho Rusia con la puesta en escena y ayer estaba que echaba chispas por haberse quedado fuera. Me da pena porque es una canción que me gusta, pero es cierto que creo que no supo transmitir correctamente la historia de la pantalla, de manera que quedó un batiburrillo que no se entendía para aquellos que no hayan visto la puesta de su final nacional.

Bosnia – Creo que estaba cantado que quedarían fuera, pero me da que no se lo tomaron muy bien. Si no me equivoco es la primera vez que se quedan fuera de la final.

Grecia – Otros que se quedan por primera vez fuera de la final, aunque también estaba cantado.

Moldavia – Evidentemente se quedó fuera de la final.

Estonia – Este también me ha dolido que se haya quedado fuera, pero al igual que Islandia, la han cagado con la puesta en escena. Lo que hicieron en la final nacional era una puesta en escena perfecta para la canción. Aquí le han querido dar una vuelta y ‘jugar’ con el título de la canción (play) y hacer una puesta en escena tipo casino. Le ha dado un halo vulgar y lo han pagado.

Finlandia – Una canción psé, así que ha pasado sin pena ni gloria. Además con la desventaja que fueron los primeros en actuar.

 

Estos días había leído que la delegación Sueca se estaba currando el festival de este año, me refiero a la organización y tal, pero no me gustó nada de nada lo que vi ayer. La realización me pareció horrenda y me sentí que había vuelto a los 80 durante las dos horas de la gala. Muy mal hecho para tanto presupuesto.

Lo mejor de la noche, la presentación donde cantó el ganador del año anterior. Convirtieron al muñeco del año pasado en un niño real y fue un puntazo.

Lo segundo mejor de la noche, el acto de intervalo donde se interpretó una danza contemporánea que reflejaba el drama de los refugiados.

Por último, tuvimos a Barei junto a Amir y Frans, presentándonos un snippet de sus actuaciones. Esperemos que mejoren un par de cosillas de cara a la final, poco más se puede hacer a estas alturas.

Mañana la segunda semi. A ver qué sorpresas nos deparan.

Eurovisión 2016 – 1er ensayo

A lo largo de esta semana se están llevando a cabo los primeros ensayos de las actuaciones. Desde el pasado lunes hasta hoy jueves han realizado el primer ensayo todos los países excepto el Big 5.

Para el primer ensayo, cada país tiene 40 minutos en los que ponen a punto canción y sobretodo puesta en escena. Cantan su canción y se lleva a cabo la realización, montaje y juego de luces y fondos que cada delegación ha escogido. Es la primera toma de contacto con el escenario y con lo que se verá en el festival.

El primer ensayo es a puerta cerrada. Una vez finalizado, Eurovisión TV cuelga unos teasers de los ensayos. Muy poca cosa, unos 20 segundos, que además están aprobados previamente por las delegaciones de cada país, para que no se muestre lo que no se quiere enseñar todavía. Además estos teasers están grabados desde un punto fijo, alejado del escenario, de manera que no se ve la realización y montaje real que se verá en las galas.

Los únicos que están autorizados a ver los ensayos es la prensa acreditada, que están en una sala aparte y tienen el privilegio de ver no solo los ensayos, si no también de ver el montaje que verá el público en sus casas el día de las galas. La prensa no está autorizada a emitir las imágenes, pero sí pueden hablar de lo que han visto.

Así que estos días entre los teasers y lo que he ido leyendo y viendo por ahí (gracias, wiwibloggs) me he podido hacer una idea bastante fuerte de lo que nos deparan las actuaciones de este año.

El escenario del Globen Arena es espectacular. Eurovisión se va adaptando a los tiempos, y han construido un escenario completamente led, tanto la pared posterior como el suelo, que aunque ya se venía haciendo en años anteriores, parece que lo han mejorado; de manera que se pueden crear no sólo unos fondos impresionantes si no también da pie a crear ilusiones ópticas.

Algunos países han sabido sacarle provecho, pero no muchos por desgracia. Después de informarme, muchos de ellos no exprimen el jugo que le podrían sacar a su puesta en escena y se quedan a medias.

Ha habido gratas sorpresas y otras puestas en escena que dejan muchísimo que desear. No voy a hacer una revisión de todas ellas, pero lo voy a comentar a grandes rasgos.

Las actuaciones hasta ahora más impresionantes son Ucrania, Armenia, Bielorrusia y Rusia, además creo que por este mismo orden.

La actuación de Ucrania ha sido impresionante. No sólo la canción es perfecta, si no que han sacado provecho del escenario para sumar imágenes que complementen el mensaje de la canción. La sala de prensa literalmente ha enmudecido, absorbidos por completo por la actuación. Incluso ha rodado más de una lágrima. Han introducido muchísimos elementos, pero todos ellos delicadamente escogidos para sumar a la canción y no sobreinformar. Todo tan sutil y bien atado que les ha llevado por un viaje de tres minutos, en los que se han olvidado del resto del mundo y lo que les rodeaba. Incluso los chicos del vídeo de review de wiwibloggs se les notaba tocados cuando hablaban de la actuación. Me siento muy orgullosa de Ucrania. La puse en mi número uno del top y siento que no me equivoco. Indudablemente es la mejor, en todos los sentidos.

La actuación de Armenia también causó un revuelo. En la revisión que hice de la canción dije que tenía una estructura extraña y muy arriesgada y que este tipo de canción pedía una puesta en escena arriesgada, pero que creía que no lo iban a hacer. Me equivoqué de cabo a rabo. Han hecho una puesta en escena arriesgadísima que conjunta a la perfección con la canción. Dejó perplejos a la prensa y automáticamente se puso en la primera posición de sus apuestas (aún no había ensayado Ucrania). Armenia también saca todo el provecho que le ofrece el escenario, además de tener una canción moderna, con una voz potentísima y una bellísima cantante. Hacen uso de los leds, las ilusiones ópticas, el juego de cámaras y la pirotecnia. Como dije también en mi review, Armenia nos da uno de los momentazos del festival en el momento de la sirena antiaérea. Parece ser que aparecen hologramas de la propia cantante. Los hologramas que ofrece el escenario son tan potentes que apenas se puede distinguir la persona real de las virtuales, de manera que en un momento dado aparecen seis Ivetas en el escenario. Bravo, así se hace!

En cuanto a Bielorrusia… Ay mi Iván! Nos prometió incansablemente que iba a salir desnudo en el escenario, rodeado de lobos y ¿qué nos trae? Pues sale desnudo en el escenario rodeado de lobos! Ahora bien, virtualmente. Bielorrusia también exprime el escenario y se rodea de hologramas, salen lobos, sale él desnudo, sale él tocando la batería, sale él tocando la guitarra, sale un bebé un tanto extraño que recuerda al de Ally McBeal (¿?), incluso tiene un momento ventilador en el que se pone la melena al viento! Maravilloso. La apuesta de Bielorrusia ha pasado de estar en los últimos puestos de los rankings a situarse en la final y probablemente con un buen resultado en un chasquido de dedos. Muy bien jugado!

En cuanto a Rusia… A pesar de que sigue teniendo una puesta en escena muy buena (el momento en que Sergey ‘flota’ en el aire es brutal), le ha pasado lo contrario que a Bielorrusia y cae en picado. Literal y figuradamente, se metió un hos**ón en los ensayos. En un momento determinado de la puesta en escena hay la ilusión de que Sergey camina por una pared, como si flotase en el aire; pisó donde no tenía que pisar y se pegó un batacazo. Automáticamente en las casas de apuestas empezó a bajar puestos (se disputaba la victoria con Francia). Además, la puesta en escena ‘no ha gustado’. Indudablemente todos reconocemos que es muy buena, es lo que hizo Mans, el ganador del año pasado, llevado un paso más allá. Y es aquí donde fallan. Cuando ves la actuación no dejas de tener en la mente la actuación de ‘Heroes’ del año anterior, así que sientes dejavú. No sólo eso, si no que han copiado literalmente algunas partes de la puesta en escena de Islandia, cosa que no le ha hecho ni pizca de gracia a Greta. A todo esto hay que añadir que la actuación se siente muy automatizada. Se nota que Sergey va pensando ‘Ahora tengo que mover este brazo, ahora tengo que hacer este giro…’ de manera que cuando lo ves pierde toda la autenticidad, mejor dicho la conexión con el público. Creo que puedo decir tranquilamente que Rusia ha dicho adiós a la victoria, aún así no creo que quede en un mal puesto. Por cierto, han filtrado la grabación de la actuación completa de Rusia, así que se puede ver toda la puesta en escena, pero desde un punto de vista fijo, sin la realización ni el montaje.

El resto de actuaciones ni frío ni calor, son más bien mediocres. Algunos países no han creado una nueva puesta en escena y llevan lo mismo o prácticamente lo mismo que llevaron en sus selecciones nacionales (Islandia, Noruega, Dinamarca, Austria, Letonia, Hungría…) cosa que les va a costar muchos puestos en negativo. Dinamarca se ha hundido en la miseria, cosa que me alegra. Azerbaijan, como era de esperar, no ha afinado ni una nota. De Suiza sigo pensando lo mismo. SerbiaBosnia y Chipre la han cagado con la puesta en escena, y probablemente también Estonia. Albania no ha hecho NADA en la puesta en escena, así que adiós muy buenas. A Finlandia el escenario se le queda grande y Bélgica más o menos le ha sacado buen provecho, pero no es memorable. Hay muchas muchas puestas en escena que te dejan frío, aunque no son malas del todo, como Bulgaria. Australia parece que ha gustado mucho, pero a mí no me acaba de convencer.

Y me dejo lo mejor para el final. Los patitos feos de los eurofans: Grecia, Georgia, Montenegro y San Marino. Todos ellos se comían los últimos puestos de los rankings, y a día de hoy todos tienen bastantes números para pasar a la final. Bum! In you’re face!! Como disfruto de esto en particular! Grecia trae una puesta en escena luminosa y con baile típico póntico incluido que ha gustado mucho. Georgia, aunque no se ve en los teasers, en la realización se ha visto que hacen un juego de cámaras de espejo, tipo calidoscopio, muy alucinógeno todo pero que ha gustado muy mucho. Montenegro ha gustado y ha comenzado a escalar puestos y San Marino, aaaah San Marino… traen lo que se esperaba de ellos, pero no sé qué nos da Serhat que nos atrapa, y también ha escalado puestos.

Mañana por fin se une el Big 5. Harán el primer ensayo Barei y Francia. Igual que el resto, sólo veremos un teaser, pero estaré muy atenta a lo que se comente en las redes. El sábado les tocará a Alemania, Italia y UK. Asímismo, el resto de países harán su segundo ensayo y ahí sí que podremos ver las actuaciones al completo, pero sin realización.

Ya no queda nada!

PD: Por cierto, casi todos los países utilizan iluminación azul y/o roja. Muy monótono todo y un poco aburrido.

¿Quien es esa persona que me mira desde el espejo?

Creo que todo el mundo en algún momento de su vida ha tenido la conversación con algún familiar, amigo o colega, en la que uno comenta después de un viaje que el camino de vuelta se le ha hecho más corto que el de ida. Creo que es una sensación común en todos nosotros y que todos lo hemos experimentado alguna vez, o como mínimo alguna vez hemos sido conscientes de que el trayecto de vuelta era mucho más rápido.

Es algo curioso, incluso en trayectos que tienen la misma ruta y los mismos quilómetros, notaremos que volvemos mucho más rápido de lo que hemos ido.

Es un tema del que incluso se han hecho estudios para determinar el porqué de esa sensación, aunque no se llega a una solución única sino que se cree que pueden haber múltiples causas que nos hagan sentir así.

Lo más lógico es pensar que la vuelta se nos hace más corta porque volvemos a casa, a lo conocido. Incluso si hemos hecho un viaje de placer a un lugar que nos maravilla y nos lo pasamos en grande, siempre llegará el momento de la vuelta a casa, a reencontrarnos con nuestras cosas, nuestra casa, nuestros muebles, nuestro sofá, nuestra comida, nuestra cama… Los viajes son divertidos porque siempre se vuelve a casa. Al hogar.

A mí me pasa al revés. Los viajes de ida se me hacen más rápidos que los de vuelta.

No viajo mucho, de hecho hace mucho tiempo que no viajo, pero lo noto en los desplazamientos cotidianos, cuando voy a trabajar, cuando voy a hacer compras, cuando tengo que ir a hacer recados, cuando paseo a los perros…

El trayecto en el que soy más consciente de ello es el del trabajo. Lo he calculado, tardo exactamente lo mismo de ida que de vuelta, sin embargo, el trayecto de ida se me pasa en un abrir y cerrar de ojos, en cambio el de vuelta se me hace eterno.

¿Entonces significa esto que para mí los sitios a los que voy es ‘casa’ y cuando vuelvo estoy en otro sitio? Quizá sea así.

¿Qué es lo que convierte nuestra casa en un hogar?  Quizá la única diferencia es que están nuestras cosas. Tenemos los muebles que hemos elegido nosotros mismos, los que nos gustaron cuando fuimos a comprarlos, está lleno de nuestros utensilios: mi vajilla, mis vasos y cubiertos, mis cuadros, mis toallas, mi ropa, mis cortinas, mis sábanas, mis champús… Lo decoramos con lámparas, alfombras, cojines, esculturas, tapices, plantas… y hacemos el espacio nuestro.

¿Qué tienen en común todas estas cosas? Que lo hemos elegido nosotros. Eliges la casa que te gusta y que se adapta a tus necesidades y posibilidades. Compras los muebles que te gustan porque de alguna manera reflejan tu personalidad. Lo mismo con los utensilios. Hay mil tipos de vajillas, vasos y cubiertos, pero escoges un tipo determinado porque se adapta a lo que tú necesitas. Compras las sábanas que te gustan, las toallas que quieres, la comida que quieres comer. Decoras el piso en función del uso que le des y de tu manera de ser. Así pues, tu hogar es un reflejo de ti mismo.

Lo mío no es ninguna excepción. Vivo en el piso que escogí, tengo los muebles que me gustaron, tengo elementos de decoración que he elegido yo y los he colocado donde más me gustaban, me desenvuelvo perfectamente por los pocos rincones que tiene mi casa. Pero no me gusta lo que veo.

Cuando llego a casa, lo primero que hago es sentarme delante del ordenador y navego por internet. Reviso las páginas que visito habitualmente y me pongo al día de las cosas que sigo. Depende de las obligaciones que tenga estaré más o menos rato. De manera que alargo el tiempo que estoy con el ordenador en función de lo que tenga que hacer después. En el momento que veo que se me echa el tiempo encima, cierro el ordenador y hago mis obligaciones: voy a pasar a los perros, voy a comprar si tengo que ir, hago la cena, me ducho y me voy a dormir. Todo seguido y sin margen para tener un momento para estar conmigo misma.

Si por el motivo que sea un día no tengo obligaciones básicas más que ir a pasear a los perros, me quedaré vagando por internet. Llegará un punto en el que no tengo más páginas interesantes que visitar. Entonces levanto la vista del ordenador y me encuentro frente a frente con mi casa.

En ese momento, mi estado de ánimo empieza a decaer. Y va cuesta abajo y sin frenos. Mi espalda se encorva, mi mano sujeta mi cabeza que cada vez se siente más pesada, mis ojos se entrecierran. Los pensamientos negativos vuelven a mi cabeza. Quiero levantarme pero mis piernas se han convertido en cemento. Ni siquiera tengo ánimos para meterme en la cama. La casa me grita, pero soy incapaz de escucharla, me aíslo frente a la pantalla y dejo pasar las horas. Me voy a dormir.

A la mañana siguiente me despierto temprano, 7:40. Tengo tiempo suficiente para ducharme, vestirme, desayunar mientras leo las noticias, preparar los bártulos, incluso podría sacar a pasear a los perros. Pienso en estas cosas tumbada en la cama con los ojos abiertos. Podría hacer estas cosas, pero ahora todo mi cuerpo es cemento y soy incapaz de incorporarme. Son las 8:15, sólo tengo 15 minutos para vestirme, asearme, peinarme. Pego un salto de la cama y hago todo esto a máxima velocidad. Cojo los bártulos y salgo velozmente por la puerta. Cuando quiero darme cuenta, ya estoy en la oficina con el ordenador en marcha. Estoy a tope de energía. El día se me pasa muy rápido y ya es hora de marcharse. Recojo y emprendo el camino a casa. Estoy deseando llegar, pero parece que no llego nunca. Cuando por fin entro por la puerta, dejo las cosas y me siento delante del ordenador. Vuelta a empezar.

¿Por qué no soy capaz de enfrentarme a mi casa? Mi casa me intimida. Me grita para que le preste atención, pero soy incapaz de mirarle a los ojos. ¿Por qué no puedo enfrentarme a lo que soy? ¿Qué hay en mí que hace que quiera huir?

Eurovisión 2016 – Mi top final

Ha llegado la hora. Es el momento de publicar mi top 43 de las canciones del Festival de Eurovisión.

Como comenté en el post inaugural de Eurovisión, mi top va a estar basado en mi punto de vista personal. Aviso con antelación que el top que vais a ver publicado no va a tener absolutamente nada que ver con los resultados que salgan en la final, ni con los rankings de los youtubers, pues tengo un punto de vista muy diferente a lo que suele votar el eurofan.

¿Qué he tenido en cuenta para elaborar mi top? Bien, me gusta que los países arriesguen y nos traigan propuestas fuera de los clichés típicos del festival, me estimula ver cosas diferentes; así, las canciones tienen que tener algo que me llame la atención, bien sea porque tienen algo diferente, bien sea porque me hacen sorprender en cuanto a música, letra o cualquier otro elemento. Me gusta que las canciones tengan alma, que sean los propios intérpretes los que han creado la canción y no que interpreten lo que otros han escrito. Me gusta la autenticidad y la sinceridad y me tira para atrás lo comercial y la búsqueda de votos. Las canciones además tienen que estar bien, que me guste escucharlas y que no me olvide a los cinco minutos. Me gusta que me remuevan por dentro, ya sea en forma triste o alegre. Quiero que me hagan sentir y que no me entren ganas de cambiar de canal.

Los siete primeros puestos me ha sido bastante fácil colocarlos, así como los cuatro últimos. El trabajo duro ha sido el resto de candidatos. Algunos me ha dolido situarlos tan bajos porque no tengo nada en contra del país ni de los representantes, pero las canciones no eran lo suficientemente buenas, y viceversa, me ha dolido subir a mejores puestos a algunos.

Así que vamos allá:

  1. Ucrania
  2. Francia
  3. España
  4. Croacia
  5. Rumanía
  6. Islandia
  7. Netherlands
  8. San Marino
  9. Polonia
  10. Rusia
  11. Hungría
  12. Uk
  13. Grecia
  14. Estonia
  15. Letonia
  16. Georgia
  17. Rep. Checa
  18. Israel
  19. Eslovenia
  20. Bulgaria
  21. Montenegro
  22. Armenia
  23. Noruega
  24. Serbia
  25. Irlanda
  26. Italia
  27. Austria
  28. Suecia
  29. Chipre
  30. Finlandia
  31. Bélgica
  32. Alemania
  33. Australia
  34. Bielorrusia
  35. Bosnia
  36. Macedonia
  37. Lituania
  38. Azerbaijan
  39. Malta
  40. Albania
  41. Dinamarca
  42. Moldavia
  43. Suiza

 

¡Qué peso me quito de encima!

Espero que disfrutéis del festival.

Eurovisión 2016 – España

Llego por fin al final de las revisiones!! Ha sido costoso, pero ya lo tengo!

Me he dejado España para el final porque me resulta la revisión más complicada. Me cuesta mucho revisarla porque por más que lo intento, soy incapaz de ser objetiva. Intentaré ir al grano, porque si no me voy a ir por las ramas.

Canta Barei con ‘Say yay’:

La canción ha sido creada expresamente para Eurovisión. Inicialmente Barei presentó otra propuesta a TVE, pero pensó que no era lo suficientemente buena para el festival y compuso otra nueva.

Le buscó que fuese muy ella misma. Así que siguiendo su estilo creó una canción muy movida, con mucho ritmo, con un mensaje de superación (muy acorde a su propia experiencia) y en inglés, que es como ella crea sus canciones y como se siente cómoda.

La autenticidad de la propuesta, el buen rollo y la vida que transmite Barei y el hecho de presentarse con algo diferente a lo que suele llevar España al festival convenció desde el minuto uno a público y jurado, que la escogieron para representarnos.

Luego de ser elegida, revampeó la canción para mejorarla, pues tenía algunas carencias y finalmente la versión final salió a la luz con gran expectativa.

La canción va in crescendo. Empieza baja y oscura y poco a poco va subiendo. Ya en el primer estribillo peta la canción y comienza el subidón que no para de crecer hasta el final. Es una canción que transmite muy buen rollo y que hace que no puedas evitar el moverte cuando la escuches y quieras ponerte a cantar y bailar.

Este año hay pocas canciones de este estilo y eso es bueno para nosotros porque no pasará desapercibida en absoluto. Así mismo la canción ha tenido muy buen recibimiento en el resto de Europa y se cuela en muchos tops 3, 5 y 10 de los rankings de los eurofans. El puesto más bajo que he llegado a ver a sido sobre el 15 más o menos, pero son casos excepcionales.

Es una canción que te engancha fácil y con un estribillo muy sencillo que hace que lo puedas cantar en sing along perfectamente.

¿Si tenemos opciones de ganar? Bueno, todo va a recaer en el directo. Una de las características por las que nos conocen en Europa en cuanto a Eurovisión se refiere es por llevar buenos temas, pero puestas en escena nefastas. No hay más que recordar el año pasado.

Aún así hay espacio para la esperanza, pues Barei ha roto todos los esquemas con respecto a nuestra representación en Eurovisión. No sólo ha abierto la veda en cuanto a llevar propuestas íntegramente en inglés, que no es algo malo, si no que se ha cuidado de estar presente en todas las europartys previas al festival (Ucrania, Riga, Moscú, Amsterdam y Londres. No pudo asistir a Tel Aviv ni a Malta) dando a conocer el tema fuera de nuestras fronteras, que son los que nos pueden votar, no nosotros mismos, y sobretodo, y esto es lo más importante, se ha cuidado mucho de llevar a cabo una propuesta en escena de calidad.

Entre otras muchas cosas, Barei se le reconoce por tener las ideas muy claras. Ella compuso la canción con un propósito muy claro, que era hacer una canción muy suya, muy alegre, muy bailable, con mucho gancho y lo consiguió con creces. Así pues también lo que quiere transmitir en el directo lo tiene igual de claro y se ha procurado llevarlo a cabo de la mejor forma.

Primero actualizó la canción para mejorar los puntos débiles, y lo consiguió con creces. Quiso meter un coro de calidad que sumase a la canción y consiguió reunir a las mejores coristas que tenemos la suerte de tener (tienen unas voces espectaculares). Tenía muy clara la idea de lo que quería hacer en el directo, que en resumen quiere que sea muy minimalista para no sobrecargar de información al espectador (lo contrario que se hizo el año pasado) y reforzar el transmitir el mensaje de la canción de intimidad, esfuerzo, superación y recompensa final. Para transmitir el mensaje correctamente se hizo con los servicios de un coreógrafo berlinés de renombre, que le dió las primeras pautas a seguir. Luego más tarde tuvo que prescindir de sus servicios, pues la logística de coordinar una coreografía entre Berlín y Madrid era complicada. Consiguió una nueva coreógrafa. Y por último, se hizo con los servicios de una empresa italiana de renombre especializados en puestas en escena (entre otras cosas, han realizado galas de los MTV Awards).

Por otro lado, Barei tiene los pies muy bien puestos en la tierra y sabía que tenía que mejorar su voz de cara a Mayo. Puedo decir con total tranquilidad que la mejora en su voz en estos dos últimos meses ha sido espectacular. Sólo hay que comparar la gala donde ganó el pase a Estocolmo, con las últimas europartys, en especial la de Amsterdam, donde las malas lenguas la criticaron por hacer playback, cosa que es muy buena señal, pues que confundan un directo con playback es que las cosas se están haciendo bien. Os puedo asegurar que la voz era en directo; si se escucha atentamente puedes notar las diferencias entre la versión estudio y lo que ella hizo.

Así que de momento la cosa pinta muy bien. Pero no hay que cantar victoria todavía.

Como digo, todo va a recaer en el directo. Si se queda corta de voz la cagamos, si la puesta en escena no es lo que parece que va a ser, la cagamos. Si todo sale perfecto, creo sinceramente que tenemos opciones de ganar.

Otro punto a comentar sobre la puesta en escena es que ella tuvo la idea de introducir una sorpresa durante la actuación. Esto da vértigo, pues la sorpresas no suelen traer cosas buenas. Tal y como lo explicó, nos hizo pensar a todos que en el momento álgido de la canción se va a meter entre el público, o bien que va a subir público al escenario. Ella lo desmiente, solamente ha dicho que tuvo muchos problemas para conseguir que la organización Sueca le dejase llevar a cabo esta sorpresa, pues estaba prohibida en la normativa del festival, y que la delegación española le dijo que era una ida de olla. Aún con todo ha conseguido que le den el permiso para hacerlo y está más feliz que una perdiz. Así que nos tiene a todos con el corazón en un puño.

Respecto a la sorpresa, en breve podremos ver qué es, puesto que el jueves viaja ya a Estocolmo y comienza los ensayos en viernes día 6, si no recuerdo mal. Así que el viernes sabremos qué nos depara la actuación.

Me va a costar muchísimo situar a España en el top final, pues como decía al principio no soy capaz de ser imparcial.

¿Si me gusta la canción? Llevo escuchándola varias veces al día desde finales de enero y aún no me he cansado de ella.

Eurovisión 2016 – Suecia

Penúltima revisión de Eurovisión!

Me he dejado para el final los dos países que más me van a costar de revisar. El primero es Suecia. Canta Frans con ‘If I were sorry’, pero dejaré el vídeo para después.

Al igual que Rusia, Suecia me cuesta revisarla objetivamente por que le tengo mucha manía. Por lo menos no es el mismo tipo de manía que le tengo a Rusia aunque sí en cuanto al festival se refiere.

Suecia me da mucho asco en cuanto al Festival de Eurovisión se refiere. Son los reyes indiscutibles del festival. Son el espejo donde mirarse y de donde beben la gran mayoría de participantes del festival. Suecia impone sus normas, los países copian en los años siguientes lo que Suecia hace en años anteriores. Si Suecia estornuda, el resto sale en bragas en mitad de la lluvia para constiparse también. A Suecia le debemos la pobre calidad del festival de este año porque así lo dictó el año anterior. A Suecia le debemos que casi todos los países lleven canciones en inglés. A Suecia le debemos las producciones comerciales. La normativa del festival se copia de lo que hace Suecia en sus finales nacionales, como es el caso del último cambio en el sistema de votación. No sólo tenemos a Suecia representando a Suecia. Casi la mitad de las canciones que se presentan del resto de países llevan sello sueco; o bien están compuestas por suecos, o están revampeadas por suecos, los suecos hacen los arreglos, los suecos participan en las selecciones de otros países, los suecos salen hasta en los coros de otros países. Desde ya hace unos años estamos asistiendo al Sueciavisión.

Y me repugna.

¿Porqué tenemos a Suecia hasta en la sopa? Porque se lo toman MUY en serio el festival. Es el acontecimiento más grande que tienen en Suecia en todo el año. Sus selecciones nacionales, ya convertidas en un clásico entre los eurofans de todo el mundo, son de verdad un Sueciavisión. Se presentan cada año cerca de 20 aspirantes a ganar la selección y ser el representante de su país en Eurovisión. Es tan grande y tan importante el Melodifestivalen (como se llama su selección) que hacen como cinco o siete galas previas para escoger el representante. Cada participante lleva al Melodifestivalen su propuesta preparadísima. Las canciones ya no tienen que ser revampeadas porque llevan meses preparadas para la gala. Incluso las puestas en escena están listas para ser llevadas tal cual a Eurovisión. Cada representante tiene que exponer su propuesta varias veces, y luego los van eliminando poco a poco. Cuando quedan cerca de 10 candidatos hacen ‘combates’ entre canciones para seguir eliminando. La competencia en el Melodifestivalen es BRUTAL. Y como es tan exhaustiva la competencia, sólo pueden llegar al final las canciones perfectas en su conjunto. Cualquier cantante mediocre ni se plantearía participar, ahí sólo entran los mejores.

Desconozco cuál ha sido el proceso para que Suecia llegue hasta este punto de implicación en el festival, pero desde luego han trabajado duro para ello.

Es que el Melodifestivalen es tan grande que, para que os hagáis una idea, tiene un share en pantalla casi total, y los votos que se recibieron en la última gala fue de casi el 80% de la población total de Suecia. Es como si para elegir representante español, votasen cerca de 40 millones de españoles. Es demencial.

Normal que sean los reyes.

Así pues, Suecia siempre presenta la canción casi perfecta. Tienen mucho sentido común y cada año llevan a la final de Eurovisión (porque es casi imposible que Suecia se quede fuera de la final) una canción del mismo estilo que lo que se lleva en el momento en el resto del mundo.

Si en general, en las radiofórmulas se pone de moda un estilo determinado, no sé, pongamos que está muy de moda un estilo de canción electrónica con un ritmillo country, pues Suecia es lo que presentará.

¿Y qué es lo que está de moda este año? Las canciones muy muy muy sencillas en cuanto a producción. Contando una historia de siempre pero bajo una perspectiva original, con lo mínimo en cuanto a puesta en escena, en instrumentos y obviando la voz del cantante porque el cantante es un mero ‘contador de historias’. Como ejemplos:

Ed Sheeran

 

o John Legend:

 

o Lukas Graham:

 

Así pues, ésta es la propuesta de Suecia este año:

 

Los eurofans han recibido la propuesta con escepticismo. No están muy convencidos con los que nos trae Suecia este año y no la sitúan muy bien en los rankings para lo que es Suecia, que siempre está en los primeros puestos. Aún con todo, yo creo que sí le va a ir muy bien a Suecia este año de nuevo y lo vamos a ver seguro en el top 5, si no llevándose el triunfo de nuevo, a pesar de los eurofans.

¡Qué rabia dan!

Eurovisión 2016 – Serbia

Es el turno de Serbia. Cuando creo que ya he hecho todas las revisiones que tocan, me doy cuenta de que me olvido de alguna. Son tantísimas…

Canta Zaa Sanja Vucic con ‘Goodbye (Shelter)’:

Nunca he entendido esos títulos de canción que dicen xxxxxx y luego tienen un añadido entre paréntesis, como aclarando el título de la canción, o como si fuera una segunda opción de título “Mi canción se llama xxxxx, pero si quieres también la puedes llamar (xxx)” o “La canción se llama xxxx, pero es que tengo que aclarar que (xxxx)”.

En el caso de Serbia me decanto por la opción de que tienen dos títulos que le valen.

Pero vamos al grano, que me lío.

Canción creada para Eurovisión pero con gusto. Es una buena canción, bien producida, Sanja canta perfectísimo, te engancha, etc… Así que en ese sentido han hecho un buen trabajo.

La parte que más destaco de la canción es la letra, que habla del maltrato hacia las mujeres; tema candente donde los haya, por lo menos en éste nuestro país, y que en comparación con el resto de países europeos aquí es un paraíso. No miro a nadie Dinamarca, Suecia, Noruega, Finlandia…

No quería comentar el tema pero no quiero dejar de decirlo al final. Todos admiramos mucho a los países nórdicos por su avanzado estado del bienestar. No lo discuto, pero en el armario esconden unos graves problemas de alcoholismo, suicido y maltrato sexista. Muy probablemente derivados del clima, que tarde o temprano los acaba destruyendo. Parece que pasan frío y beben para calentarse el cuerpo y pegan a sus mujeres para calentarse las manos.

En fin, no es el tema a discutir ahora, estaba con Serbia.

Parece que al eurofan le gusta bastante la canción, pero les chirría en una cosa y es en la ‘sobreactuación’ de Sanja a la hora de interpretarla, por lo menos en lo que es el vídeo. En mi caso, y yendo a contracorriente de nuevo creo que la interpretación es acertada. Dota de teatralidad a la canción y me parece que los espasmos de Sanja van muy acordes a lo que está diciendo. Como si cada vez que habla del maltrato sufrido, de alguna manera lo reviviera y sintiera los golpes y se zafara contra ellos. Bajo mi punto de vista la actuación complementa a la canción y no al revés como dicen por ahí.

Creo que pasará a la final, pero puede que pase por los pelos.

Eurovisión 2016 – Albania

Sigo con mi repaso eurovisivo! Es el turno de Albania. Canta Eneda Tarifa con ‘Fairytale’:

Albania fue el primer país en confirmar canción y cantante, la escogieron en una final nacional en diciembre del año pasado. La canción original era esta misma pero con la letra en albanés (o albano?), vamos, en el idioma de Albania.

No me gustaba la canción entonces y no me gusta ahora. A pesar de eso, no tengo nada en contra en sí misma de la canción. Sí que es una canción creada expresamente para el festival, pero en la primera versión mantenía un toque distintivo del país de origen y no sólo por el idioma, sino también por todo el drama que contenía la propia canción y a la que le dotaba Eneda. Aún así no conseguía engancharme.

Semanas más tarde, decidieron hacer una revamp de la canción y cambiaron el idioma. Tengo entendido que más o menos la letra dice lo mismo, adaptada al nuevo idioma, pero ha perdido el poco encanto que pudiese tener en un principio. Cuando escuchabas la primera versión no entendías ni papa, pero te atrapaba por el dramatismo que le confería Eneda. Cuando escuchas esta versión, no te atrapa por ningún lado, la letra no vale nada.

Es una canción que para mí pasa totalmente desapercibida, es por eso que prácticamente la estoy revisando de las últimas, porque ni me acordaba que existía.

Va a caer en semis, me sorprendería muchísmo que pasase.

Eurovisión 2016 – Montenegro

Sigo con el repaso eurovisivo. Cuando creo que estoy a punto de acabarlo, me doy cuenta que aún me faltan más por revisar. Es que 43 países son un puñao…

Le toca el turno a Montenegro. Cantan Highway con ‘The real thing’:

Hay tres países que sistemáticamente han salido en los tres últimos puestos de todos los rankings de los eurofanes: San Marino, Georgia y el que nos ocupa, Montenegro.

Montenegro es un caso como el de Georgia, traen algo tan diferente y tan alejado de lo que el eurofan está acostumbrado a escuchar, que lo aborrecen. No lo entienden y hasta se sienten intimidados por la propuesta. No me podría gustar más.

Montenegro ha pasado al otro lado de la balanza con respecto a la propuesta del año pasado y nos traen una canción rock electrónica muy oscura; más electrónica que otra cosa. Maravilloso. Como he comentado en casi todas las entradas anteriores, quiero en el festival otros estilos musicales, quiero diversidad y quiero propuestas que puedan hacer incomodar al público. Quiero sorpresa, atrevimiento, autenticidad. Que se vea reflejado que hay tantos estilos musicales como personas y que en el festival hay cabida para todo.

Todo esto nos lo trae Montenegro y Georgia y yo no podría estar más contenta. Doy por hecho de que no van a pasar a la final, visto lo visto, pero no escondo que me encantaría. Una final con gente como estos dos que comento más otras cosas más comerciales le dan una vida y una diversidad sin parangón. Eso es para mí un festival de la canción.

En cuanto a la canción en sí, pues tampoco es nada del otro mundo. En un festival en el que todas las canciones fuesen de este estilo probablemente no sería de las mejores. Pero me quedo con la bofetada de autenticidad que Montenegro y Georgia nos traen. Bravo!