Maldita memoria

Uno de los factores que más molestias me causa es mi buena memoria.

La buena memoria se manifiesta sobre todo en mis interrelaciones con otras personas. Recuerdo muy bien no solo lo que me dicen sino también las cosas que explican de su vida, irrelevantes. De la misma manera que recuerdo perfectamente lo que yo he explicado o no.

El motivo que hace que me cause problemas es que automáticamente detecto las contradicciones en las que suele caer la gente y es algo que me molesta mucho porque me hace pensar que esa persona no es sincera. No me gusta que me tomen el pelo y si veo que un día me dices una cosa y al cabo de años me vuelves a explicar lo mismo y es diferente…

Hace que pueda detectar muy bien las personalidades. En seguida veo si una persona puede ser de fiar o no, o cómo de cuentista es.

También me causa problemas la memoria en el sentido que si me explicas una cosa una vez ya es suficiente, si me la repites por segunda vez me molesta mucho y a la tercera en adelante me ‘enhebra‘ como decía aquella.

No sólo eso, si no que además me resulta exageradamente aburrido escuchar una misma historia por segunda vez. Me gusta que mi mente esté activa continuamente. Quiero recibir cosas nuevas. La mayoría de personas con las que he tratado y trato no me aportan novedad, giran en círculos una y otra vez. Entonces me aburro mucho y paso de la gente.

Así mismo, si tienes que explicarme algo ve al grano. No te andes con rodeos para llegar de a a b porque me aburre el camino y normalmente ya predigo lo que te van a contar antes de que te lo cuenten.

Y viceversa. Yo las cosas las explico una vez. Me hierve la sangre si tengo que repetirla por segunda vez. Si hay que decirlo una tercera pensaré que me estás tomando el pelo o eres un imbécil.

Sé que es un problema mío y no de los demás, la gente no tiene la culpa de ser unos aburridos ególatras idiotas. Pero me molesta estar rodeada de esta gente.

Piensa diferente, actúa diferente, sorpréndeme, hazme ver lo que yo no veo, capta mi atención y seré toda tusha.

Por cierto, este “problema” es la causa también por la que explico las cosas con frases muy cortas y me doy cuenta sobretodo cuando escribo en el blog. Tengo mucha información en mi mente de cosas que ya sé, y como yo ya las sé, cuando tengo que explicarlas recorto toda la información que para mí misma es redundante, de manera que es posible que los demás no me lleguen a entender del todo o no lleguen a captar la esencia de todo lo que digo o escribo.

Mis oraciones son muy cortas, pero están preñadas de información.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s